Invitaciones de boda originales

Aunque en las invitaciones de boda siempre han figurado en lugar muy destacado los padres de los contrayentes, en pleno 2018 la tendencia es bien distinta. Las de hoy resultan mucho más visuales; no son tan serias y prima el colorido.

Con mucho más motivo en Granada, ciudad en cuyos patios y cármenes se produce una explosión cromática cada primavera. Un ambiente que resulta propicio para las bodas rosas e, incluso, para las ibicencas. Aquello de que 'todo es posible en Granada' no solo es un eslogan, tiene mucho de realidad.

El éxito del rosa está asegurado en las invitaciones para boda, un color que luce mucho más cuando se utiliza sobre fondo blanco. Es el tono ideal para imprimir los nombres de los novios, para que en la parte central superior, con un cuerpo de letra muy grande, podamos leer 'Nuria y Luis', 'María e Inés' o 'Andrés y Miguel'. Y debajo, con caracteres algo más pequeños, una frase en la que se diga algo así 'Os esperamos en un día tan especial para nosotros'.

O tal vez algo más sorprendente, porque de lo que se trata es de huir del exceso de formalidad, de diseñar invitaciones de boda originales, de llamar la atención y de hacerlo con gusto. ¿Por qué no incluir frases como 'Sois imprescindibles, queremos que iluminéis nuestro día' o 'Te esperamos, danos el sí?'

Fondo blanco, letras en rosa o en fucsia, una rosa roja y ribetes en verde e, incluso, en azul. Como cada cual prefiera.

Invitaciones de boda ibicencas

También podrías decantarte por una boda ibicenca, aunque la celebres en uno de los salones más reputados de nuestra ciudad. Ya sabes que en la indumentaria de los novios e invitados debe predominar el blanco y que las prendas deben quedar holgadas.

Como las invitaciones de boda, que han de ir más o menos en esa línea, incluyendo sobre un fondo blanco un frase en la que se diga 'Somos Loli y Dani y el día 25 de mayo nos casamos, ¿vienes?'. Por supuesto, eligiendo un cuerpo de letra grande.

Mezclando lo ibicenco y las innatas dotes artísticas del Albaicín o el Sacromonte, ¿por qué no te decides a ir un poco más lejos, por qué no te dejas llevar y en vez de un tarjetón de boda, utilizas un abanico a modo de invitación a tu enlace matrimonial?

En este tipo de invitaciones boda, el fondo tendría que ser blanco y, una vez abierto, quedaría dividido en tres partes. En el centro podrías poner dos corazones de diferentes colores, incluyendo en uno de ellos un bigote y en otro unos labios rojo carmín. Y los nombres de los contrayentes.

También en el centro, en la parte superior, por encima de los corazones, una frase muy sencilla y vistosa, con un tipo de letra divertido, en el que se pueda leer un sencillo 'NOS CASAMOS'.

En la parte izquierda del abanico deberías poner la fecha de la boda con letras muy grandes y debajo, una frase con caracteres algo más pequeños. Algo así como '25 de Julio, no faltes, queremos ser completamente felices'.

Y en la parte derecha, con un cuerpo de letra bastante más pequeño, pero legible, 'La ceremonia será a las 18.00 horas en la finca Nueva Granada, con posterior fiesta hasta el amanecer'.

¿Te atreves a hacer tu diseño?

Nuestra recomendación es que dejes toda la organización en manos de profesionales, pero si quieres dar tu toque personal a las invitaciones y te atreves a diseñarlas, la empresa a la que recurras te las imprimirá gustosa.

Tenlo en cuenta, tu boda ha de ser especial, distinta a las demás, y lo mejor es empezar por unas invitaciones de boda que resulten inolvidables.

 

Datos de la imagen
Fuente: http://www.pixabay.com
Nombre del autor de la imagen: ©oleynikkonstantin
URL: https://pixabay.com/en/love-love-scam-wedding-couple-3122498/

© 2015-2018 All rights reserved. Hotel Restaurante Boabdil
Diseño Web Tarragona | Posicionamiento Web TGN | Creativat